Jump to content

NicoDoppler

Nivel 2
  • Posts

    629
  • Joined

  • Last visited

About NicoDoppler

Profile Information

  • Gender
    Not Telling

NicoDoppler's Achievements

0

Reputation

  1. En el 2005 tenia 16 años y un profesor de coro en la escuela que era un clon de Charly. Pegamos buena onda con el chabon y nos invito a verlo tocar con su banda en el teatro Auditorium de San Isidro. London Eye se llamaba y era tributo a Floyd. Yo, un joven punk, me aburri al 3er tema y al 6to me dormi (literal). Meses mas tarde nos invito al Gran Rex a la presentacion de Dark side, cuando escuche The great gig en vivo me hizo un clic en la cabeza y empece a escucharlo con otros oidos. Asi y todo, no escuche mas de la banda hasta muchos años despues. En el 2010 aprox, y de la mano de una galletita con membrillo arriba ( ;) ;) ) escuche por primera vez Comfortably numb y vole. Desde ese dia me converti en fanatico, ya sin necesidad de modificadores.
  2. De los Beatles: Dear Prudence, Something, Rain, Dig a Pony. De Seru, todo, particularmente Tu Amor y Viernes 3 AM De sui me gusta mucho la de El tuerto y los ciegos y la de Instituciones. Sumo 1 mas a Plush de STP
  3. El nuevo CD de Nine Lives. Pense que no tocaban mas y un amigo me mando el link ayer. Muy muy bueno!
  4. Para distendernos entre tema y tema que estamos cerrando para el disco, estamos ensayando 2: Elefantes en Europa y Cajita musical, de Divididos. Toco el bajo, asi que estoy bastante entretenido :P
  5. Muchas gracias, esto lo escribi cuando jugabamos "Vampiro: La mascarada" (un juego de rol) con un grupo de amigos, y el narrador (o master) nos pidio que expliquemos un poco como era nuestro personaje antes de ser convertido en vampiro. Se me ocurrio escribir este relato, por eso hay algunas referencias al mundo de este juego (ghoul, sire, abrazo, etc.) Y si, el dia y la hora es claramente un homenaje al tema de Seru, uno de mis favoritos.
  6. Muy bueno! Yo tambien leo desde muy chico y jamas pude escribir asi, mucho menos a los 11 años!!
  7. Viernes, 3 AM. Finalmente mi opera prima había sido estrenada. Luego de años de arduo trabajo, y porque no, de “adornar” a los grandes del mundo de la música académica, estaba en un bar cerca del Teatro Colon festejando con mis amigos. La obra había sido maravillosa, el marco del Teatro, un detalle impactante en el publico. Y yo ahí, parado en el estrado, dirigiendo a la Sinfónica Nacional mientras tocaban mi obra maestra. No puedo explicar la emoción que toda esta situación generó en mí. Entre acto y acto, cuando giraba para saludar al público, notaba la mirada de una hermosa mujer que se posaba sobre mí. No era muy hermosa, pero había algo en sus ojos, un brillo rojizo que me resultaba fascinante. Transcurría la obra y más me costaba dejar de mirarla, era como si entrara en una especie de trance. Pero la obra llego a su fin, la ovación de la gente era el elixir más dulce que uno podría beber. Luego, las felicitaciones del público a la salida del teatro. Y como no podía faltar, la rubia se acerco a saludarme. No recuerdo bien que me dijo, el solo hecho de observar esos hermosos ojos me dejaba obnubilado. En algún momento de la charla, sé que me invito a un bar de la zona y hacia allá me dirigí fascinado por esta mujer. Viernes, 3 AM. Me encontraba en el bar, charlando muy animadamente con esta mujer, de la cual todavía no sabía el nombre. Junto a nosotros había muchas personas que no conocía pero que se acercaban a vernos. Era como si esta fémina irradiara una especie de aura que atraía a todos, pero sobre todo a mí. Luego de unos cuantos tragos, ya me encontraba algo mareado, me dijo que fuéramos a su casa. Siempre fui un tipo desconfiado, así que le sugerí que fuéramos a mi casa de fin de semana, en Garín. Aceptó con la condición de que ella manejara (yo no me encontraba en optimas condiciones, ella estaba extremadamente fresca) Llegamos a mi casa, comenzamos a besarnos y note una gran pasión en esta mujer, de la que todavía no sabía su nombre. Lo que si sabía, es que sus caninos estaban algo más grandes, y a pesar de todo, había algo sexual en eso. El deseo de sentir sus dientes sobre mi piel era cada vez mayor, y ella me pedía que me deje llevar. Sus ojos eran aun más rojos y brillantes y sus colmillos asomaban cada vez más y más… Lo último que recuerdo de mi última noche, es un inmenso placer al recibir su mordida y sentir como succionaba mi sangre. A pesar de sentir que estaba muriendo y que mi corazón pronto dejaría de latir, no podía liberarme de ese abrazo, era casi orgásmico. Y al llegar al clímax, la obscuridad. Al despertarme, vomite grandes cantidades de un líquido negruzco, y con grandes dolores en mi cuerpo observe a mí alrededor. Estaba solo, la mujer había desaparecido y solo me había dejado una nota: “es probable que tengas mucha sed, no trates de tomar agua. Perdón, no me pude contener”. Sinceramente, no entendí la nota y me desmaye envuelto en mi propio vomito. Cuando volví a despertar, Bernard, mi fiel mayordomo, estaba junto a mí. Se había preocupado porque hacia un día que no respondía al teléfono y supuso que estaría aquí, componiendo. Me abalance hacia su cuello de una forma salvaje y comencé a beber de él. Tenía una sed infernal, que solo podía ser saciada con sangre. De algún lugar del fondo de mi cabeza saque la fuerza de voluntad necesaria para no drenarlo completamente y con mi propia sangre cerré sus heridas. Bernard siempre fue muy bueno conmigo, no quería que muriera y por eso lo convertí en lo que posteriormente me enteraría que se llama ghoul. De esta forma me aseguraba sus servicios para toda mi eternidad. Si, en ese momento comencé a atar cabos y me di cuenta que me había convertido en un demonio de la noche. Un ser nocturno que se alimenta diariamente de la sangre de los mortales para sobrevivir en su no vida, que ironía. Con el tiempo me di cuenta que no soy el único en este mundo, que existe una organización, y que probablemente por mis grandes habilidades artísticas me dejaron “vivir”. Un chiquillo sin su sire difícilmente llegue muy lejos en este mundo, pero yo supe salir adelante. Así finalizo mi último día. Así comenzó mi noche eterna.
  8. Desde el laburo no puedo ver youtube, me podras decir como los busco en spotify??
  9. HP pasion! Lo empece a leer al poco tiempo de salir, cuando tenia 11 años y la flashee fuerte. si bien el primero lo lei 17 veces (literal) mi preferido es el 3, seguido por el 5 y por el 7. Para mi en el 3 y en el 5 hay claramente un quiebre en la historia y se vuelve bastante mas oscura. Y bueno, el 7 porque es uno de los pocos libros que me hizo llorar (por eso lo lei solo 3 veces). Aparte de todos los que recomendaron, yo tengo para agregar "El ultimo dragon" de Michael Reaves y Byron Preiss. No recuerdo quien me lo regalo pero me encanto, para los que gusten de historias con dragones y embarcaciones voladoras cual dirigibles, entrenle a esto. Tambien me enganche mucho en una epoca (cuando jugaba rol) con la saga de Anne Rice "Cronicas vampiricas". Seguramente vieron "Entrevista con el vampiro", nada que ver con el libro. Si bien no es un vampiro clasico como Dracula de Bram Stocker, tampoco esta tan edulcorado como los giles de Crepusculo (nota aparte, tambien lei esa saga, no la recomiendo para nada)
×
×
  • Create New...