Jump to content
Sign in to follow this  
Nico Soda

"El miedo viste de negro" Cap.1

Recommended Posts

Siguiendo con relatos que tenia guardados en el bloc de notas del celular,les dejo este relato que es un poco mas largo que lo que acostumbro a escribir y mas ambicioso al tratarse de un cuento y no una narración cuasi poema.

La idea es subirlo por capitulos asi no se hace tan pesado a la vista. Ahi vamos!

                       ------------------------

Me resulta muy difícil reunir en este relato todos los hechos en los que me vi como protagonista, sin caer en el cliché y sin perder la coherencia.

Realmente no pido que me crean sino que se dejen llevar por la narración y naufraguen por el texto como si de olas se trataran.

Lo aquí expuesto a continuación puede alterar su método de sueño como alteró el mío, queda a cuidado de ustedes su propia salud mental.

                     ----------------------------

                                1

El primer hecho,que en su momento yo creí aislado pero al transcurrir el tiempo me di cuenta de que no podía estar mas errado, sucedió una noche en un pequeño hotel alejado de la ciudad, en un pueblo que olvidé.

Sencillamente y para resumirlo, el primer dueño del lugar, muerto hacía varias décadas, apareció en mi habitación y me "siguió" hasta mi casa. Que quiero decir con esto, de alguna manera u otra se las ingenió para también habitar mi humilde morada.

Era de esos espectros oscuros, iracundos, de esos que se quedan en la tierra para hacer maldades.

Mi casa quedó inhabitable, hasta las casas contiguas fueron desalojadas porque era tal el desastre que causaba, que hacia imposible la vida.

Al mudarme forzadamente, noté que era lo mejor que me había pasado. En esta nueva vivienda encontré paz y felicidad.

Pero todo tiene su fin dicen,y le tocó a la paz y a la felicidad.

La casa que daba a mi fondo estaba vacía hasta que llegó la mismísima oscuridad a poblarla.

De túnica negra, apariencia andrógina, cabello largo y desgarrado,y una presencia mas que sombría aparecía el nuevo morador, que ingresó velozmente a su estancia y no expresó palabras.

Los hechos paranormales no se hicieron esperar, es más, esa misma noche creo haber escuchado a este caballero oscuro tener una conversación un tanto extraña,y no es para menos, con la antigua dueña de la casa, que yacía sepultada en el patio hacia ya cinco años.

Me force a creer que todo estaba en mi cabeza y que el prejuicio y el whisky lo idearon.

 

La mañana siguiente, como todas, salí directo al trabajo. Debía ir hacia la esquina y doblar a la derecha, pasando por delante de la casa de mi nuevo vecino.

Me sorprendí al ver que la tierra del patio había sido removida e inmediatamente recordé haber escuchado esa charla en medio de la noche y supe que ni el alcohol ni mis prejuicios habían obrado.

Apure el paso y rápidamente estaba en la otra esquina, el corazón me latia frenéticamente; quizás podría caer fulminado ahí o peor, se saldría del pecho.

Estuve todo el día tratando de buscarle lo lógico al asunto pero supe desde un principio que no la tendría.

A pesar de lo aterrador que suene, esto es simplemente el primer hecho, el menos horroroso de los siguientes. Si están dispuestos, sigan leyendo.

                                2

Intento recordar hasta el mínimo detalle de cada secuencia de mi tortuosa vida a partir de esa noche en que oí la conversación.

Realmente, recuerdo todo exactamente porque es imposible borrar cosas tan horribles de una mente que estaba limpia y ahora está tan dañada.

Se me viene a la memoria el que creo fue el segundo hecho aterrador que presencié.

Una noche de sábado un tanto fría y lluviosa me dispuse a escuchar mis discos favoritos.

Pasaría varias horas degustando clásicos en vinilo como "Rubber Soul","Giants Steps","Manifesto",etc.

La música realmente me tranquilizaba física y emocionalmente, la voz de Paul y de Ferry lograban cautivarme.

La curiosidad me ganó al pensar en hacer girar al revés un disco de The Beatles y comprobar si eran ciertos los dichos que habia escuchado de la muerte de Paul y de que sus compañeros dejaban mensajes cifrados en sus álbumes y uno podria de descubrir alguno de aquellos girando al reves sus discos.

Lo hice y me llevé el susto más grande de mi vida,o de ese momento al menos.

Al retroceder Revolution 9 mientras sostenía firme el álbum blanco, buscando alguna palabra entendible,logre escuchar claramente y en perfecto español: "Paul está vivo, tu pronto no lo estarás, mira por la ventana".

Sobresaltado y con el corazón de nuevo palpitando a fuertes ritmos y bombeando sangre a grandes escalas, me asomé por la ventana y vi a mi oscuro vecino, enfundado en su túnica y con un sombrero de copa, con la mirada fija en mí y una sonrisa estremecedora digna de un psicópata. Cerré violentamente la ventana y las cortinas, atacado por el miedo y un tanto confundido por lo que había escuchado en el disco.

¿Como podía ser que haya tanta coincidencia? 

¿Había sido capaz de entrar él a mi casa y tomar mis discos y adulterarlos?

Realmente era un delirio, bebí whisky hasta embriagarme y quedarme dormido en el suelo.

 

La mañana siguiente desperté mas aliviado pero aun sentía una extraña sensación, quería contárselo a alguien pero seria inútil, nadie me creería.

Esa mañana decidi cambiar el recorrido para no toparme con la fachada de su vivienda ni ser cómplice de algún macabro plan.

Volví cuando ya había oscurecido y quizás por costumbre pase por el frente de esa maldita casa. La tierra del patio había sido removida nuevamente y se dejaba ver un pozo donde estoy seguro estaba el ataúd de la ex dueña.

Se escuchaban tres voces.Distinguí dos, la de esta señora y la de este ser oscuro pero no logré reconocer la tercera.

Al llegar a mi puerta, noté que habían forzado la cerradura y rápidamente aduje que había sido él. ¿Que tramaba esta vez? Daba miedo de solo pensarlo, no sabia con que me iba a encontrar al abrir la puerta de mi propia casa.

Me aventure y entré salvajemente, para mi sorpresa y calma no había nada raro, nada revuelto. Supuse que quizás la cerradura la forzó algún ladrón y al escuchar la alarma huyó para no ser atrapado.

Pero la alarma no parecía haber sonado,la policia me habría informado..

Realmente no sabia que pensar, estaba aturdido, aterrorizado.No podía darme el lujo de mudarme, tampoco podía deshacerme de mi vecino matándolo (sí,ese pensamiento inundó mi cabeza en algun momento) porque no quería pasar mi vida tras las rejas.

En fin;deje de pensar y me fui a duchar, al salir me llevé una gran sorpresa al ver un sobre encima de la mesa y rápidamente mire a ambos lados porque sabia que al ingresar no había nada.

Fue en vano,ya se había ido. No tenía pruebas suficientes para pensar que había sido él pero tenía la certeza de que no estaba errado.

 

Abrí el sobre y me encontré con el álbum marrón de The Carpenters y una nota.

Me gustaban algunos temas,pero definitivamente ni la voz de Karen ni la música tan tranquila y dulce era para escucharla en ese estado aterrador en el que me encontraba.

 

Me dispuse a descansar sin tener el coraje de reproducir el cd ni leer la nota (aunque varias veces casi me gana la curiosidad).

 

 

 

Share this post


Link to post
Share on other sites
Sign in to follow this  

×
×
  • Create New...